jueves, 16 de noviembre de 2017

LA FINAL SINODAL (y 8)

GANAR EL PREMIO DE LAS LETRAS (y 8)
(Iglesia que comunica palabras de vida)

-¿DE QUÉ VA?: Conocemos el premio Cervantes, el premio Planeta y otros certámenes donde la palabra escrita es el elemento más valorado.

-LA LETRA DEL SÍNODO. Mucho hemos escrito en las reflexiones y propuestas de cada tema del sínodo. De ello saldrá un documento, refrendado por el obispo, con palabras que hablarán de un gran proyecto pastoral para lograr los objetivos: buscar, renovar y fortalecer la fe  para  transmitirla mejor en nuestros tiempos.

ENTRENAMIENTO PARA LAS 4 METAS SINODALES:
La fidelidad a la Palabra de Dios debe ser la fuente y la guía principal que oriente el entrenamiento para abordar las cuatro metas: la transmisión de la fe. La acción sociocaritativa. El laicado. La organización diocesana. Señor, ¿a quien iremos? Tú tienes palabras de vida eterna.

-GANAREMOS SIEMPRE: resumiendo los artículos anteriores, ganaremos siempre si nuestras comunidades cristianas comunican PALABRAS DE VIDA con la actitud universal de la olimpiada, con la cooperación de los equipos en la liga, con la alegría de un gran festival de música añadiendo el sabor donde se cocina el sentido cristiano a la vida. Ganaremos si comunicamos grandes ideales aunque cueste saltar los altos obstáculos. Pero, si empezamos ya hoy a ser emprendedores preparando los relevos para el futuro, si formamos laicos cristianos implicados en ser pacifistas de la vida pública, si la comunicación del evangelio va acompañada de palabras que se hacen vida… podemos estar seguros de que ya, en el intento como tal, hemos disfrutado del triunfo.
Y, si no vemos los resultados, después de haber buscado el reino de Dios y su justicia, el Señor nos dará  todo lo demás por añadidura.

      -UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con la canción “El Eco de tu Voz”, del disco sinodal ”Senda de Luz”, te ayudará hacer una lectura creyente de lo que ocurre en la vida.
Te doy las gracias por las reflexiones que has hecho con estos escritos y,
sobre todo agradezco a Dios si te han ayudado a seguir a “Cristo, Senda de luz”.
¡FELIZ DESARROLLO DEl PROGRAMA DEL SÍNODO!

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz




jueves, 9 de noviembre de 2017

LA FINAL SINODAL (7)



GANAR EL NÓBEL DE LA PAZ (7)
(Iglesia para la acogida fraterna)


-¿DE QUÉ VA?: reciben el Nóbel de la Paz las personas o instituciones que construyen lazos de convivencia y acogida en situaciones conflictivas. Un señor llamado Alfred Nóbel, lo instituyó y donó sus bienes para fomentar este ideal.

-LA PAZ SINODAL. Nuestro Sínodo nos marca un camino para ser cristianos de hoy con mentalidad pacifista. Para los seguidores de Jesús no hay enemigos humanos. Incluso Él nos invita a devolver bien por mal, a orar y a perdonar sin límites a quienes nos insultan, no persiguen y nos consideran sus enemigos. El Sínodo nos ayuda a crecer en el pacifismo incluso en la divergencia de ideas y sensibilidades pastorales.

-ENTRENAMIENTO PARA LAS  4 METAS SINODALES:
Viviremos con pacifismo en la transmisión de la fe si nos entrenamos para presentarla sin imposiciones, ni violencias, apoyados en el concepto y vivencia de la ternura de Dios.  
Viviremos con actitud pacifista si la acción sociocaritativa nos lleva a detectar las causas que generan todo tipo de guerras materiales y sociales que violentan la dignidad de las personas.
Viviremos con pacifismo si nos entrenamos para que crezca el número de laicos cristianos implicados en pacificar las relaciones sociales y la convivencia cívica.
Viviremos el pacifismo si en la organización diocesana avanzamos en humildad para que la la justicia y la paz se besen, como dice el salmo, y la concordia prevalezca sobre el orgullo y la prepotencia.

-GANAREMOS SIEMPRE: ganará la paz porque nos fiamos de Jesús, nuestro “príncipe de la paz”, “el Dios que trae la paz”… y porque  Él nos hace ya participar en su reino de justicia y de paz… mientras vamos acercándonos a la paz definitiva del cielo.

-UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con la canción “Ya llega el viento” del disco sinodal Senda de Luz”. Te ayudará a sentirte miembro de una comunidad que ofrece acogida generando fraternidad, que es como un viento que empuja a ir a otros lugares a llevar esa felicidad.

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz






jueves, 2 de noviembre de 2017

LA FINAL SINODAL (6)

GANAR LOS RELEVOS (6)
 (Iglesia emprendedora para el futuro)

-¿DE QUÉ VA?: La carrera de relevos consiste en recorrer individualmente un circuito pasando el relevo o “testigo” a otro miembro del equipo para que continúe hasta llegar a la meta.

-EL RELEVO O TESTIGO DEL SÍNODO. El programa sinodal pretende pasar el testigo de la fe a las siguientes generaciones para que ellas cojan el relevo y continúen llevándolo por la pista de la vida actual. Queremos entregárselo en las mejores condiciones para que las generaciones actuales lo acojan con ánimo y, por eso, tenemos que aplicarnos mucho.

-ENTRENAMIENTO PARA LAS 4 METAS SINODALES: el obispo D. Francisco nos indicó la gran urgencia de preparar los relevos para el futuro. Me permito distribuirlos libremente por temas sinodales: para la transmisión de la fe se necesitan relevos de nuevos catequistas, seminaristas, sacerdotes, diáconos permanentes, vocaciones de vida religiosa… Para la acción sociocaritativa se necesitan relevos para Cáritas y otras instituciones al servicio de los pobres, enfermos y necesitados.  Para el laicado se necesitan relevos en las instituciones y equipos de nuevos hombres y mujeres capaces de vivir su vocación humanizando las estructuras sociales con el espíritu de las Bienaventuranzas. Para la organización diocesana se necesitan relevos en sus estructuras territoriales, arciprestales, cofradías, consejos pastorales y organismos de participación dejándose interpelar por las exhortaciones que el papa Francisco nos da en la Evangelii Gaudium y que nuestro Sínodo tiene como guía. 

-GANAREMOS SIEMPRE: porque mientras vamos caminando y pasando el relevo (o testigo del evangelio) a las siguientes generaciones, ya vamos disfrutando de pequeños triunfos que son el anticipo del triunfo definitivo en la comunidad del cielo donde ya están las personas que a nosotros nos pasaron el relevo de la fe.

-UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con la canción “Vengo ante ti”, del disco sinodal Senda de Luz”. Te ayudará a recuperar la vela encendida del día del bautismo, indicando que el Señor cuenta contigo para ser el relevo entre generaciones. Solo falta tu respuesta.

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz



jueves, 26 de octubre de 2017

LA FINAL SINODAL (5)

GANAR EN SALTO DE ALTURA (5)
(Iglesia con altos ideales)


-¿DE QUÉ VA?: consiste en superar un listón a gran altura. Se necesita técnica depurada, una carrera firme y un gran impulso para elevar el cuerpo. Al mínimo roce el obstáculo cae. 

-LAS ALTURAS Y EL OBSTÁCULO DEL SÍNODO. No hay duda, el Sínodo nos da fuerza para impulsar una renovación plena en nuestra pastoral. El listón de los ideales está muy alto, sí, pero el mayor obstáculo puede estar en nuestra  posible desilusión o desgana pensando que somos ya mayores y que esto no lo cambia nadie…

ENTRENAMIENTO PARA LAS 4 METAS SINODALES: hay que superar el obstáculo del desaliento. Hay que entrenar para conseguir una buena batida que nos ayude a superar un listón
alto como ideal en la transmisión de la fe, aplicando mayor intensidad pedagógica, didáctica y el testimonio de vida. Se necesita que nos demos aliento para valorar los pequeños milímetros que se consiguen en la acción sociocaritativa, aunque no se consiga el ideal, pero hemos contribuido a elevar el listón de la dignidad humana de los más desfavorecidos. Se necesita entrenar la musculación de la fe en los laicos para que se eleve el listón de sus responsabilidades implicándose en la mejora de la vida pública al menos un 75% de su “vida religiosa”. Se necesita poner un listón alto en la organización diocesana para que el ideal de la corresponsabilidad forme comunidades vivas capaces de superar el gran obstáculo de la dependencia.

-GANAREMOS SIEMPRE: porque con la resurrección de Jesucristo hemos triunfado todos pero sin olvidar que, mientras estemos en la tierra, tenemos que seguir entrenándonos para subir el listón de nuestra altura de ideales hasta que lleguemos a disfrutar de ellos en la  plenitud definitiva del cielo.

-UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con la canción “Perdón te Pido” del disco sinodal ”Senda de Luz”, Te dará ánimos para salir de la mediocridad de los bajos vuelos, y te ayudará a ganar en altura subiendo el listón de las grandes metas. 

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz



jueves, 19 de octubre de 2017

LA FINAL SINODAL (4)

GANAR EL MASTERCHEF (4)
(Iglesia que da sabor a la vida)


-¿DE QUÉ VA? Abundan los concursos de cocina. Las recetas de nuestras abuelas han conseguido interesar a  la TV. Los cocineros han llegado a la categoría universitaria. ¿Quién da más?

-COCINANDO UN PROYECTO: valga esta expresión para indicar que la etapa final de nuestro Sínodo bien vale la pena dedicarle tiempo, mimo, detalles e importancia al menos equiparable a la gastronomía. Pero en nuestros fogones se tienen que cocer los mejores ingredientes de la fe. Todo ello dará como resultado la elaboración de un gran proyecto pastoral que alimente nuestra fe. Pero es imprescindible que las propuestas pasen por el horno y el  fuego del Espíritu para que se transformen al calor del evangelio.

-LAS RECETAS PARA LAS 4 METAS SINODALES: aquí no hay fórmula mágicas. Tampoco valen ya las recetas religiosas de la abuela. El papa en la Evangelii Gaudium nos invita a promover la transmisión de la fe con creatividad pedagógica, con la innovación en modos, gestos, ingredientes de calidad y medidas adecuadas para hacer una buena pastoral… pero siempre atentos para que no se nos queme el arroz.
Tendremos que proyectar la acción sociocaritativa compartiendo el pan y la sal con los más pobres. Formar laicos que alimentan la distribución de los bienes con decisiones económicas y políticas. Tenemos que programar la organización diocesana para que no sea una cocina revuelta de secretos encerrados sino un entorno abierto a la comunidad de bienes.

-GANAREMOS SIEMPRE: porque el Señor nos ha dado ya el Pan de la Vida, pero también porque seguiremos poniendo mucho cariño a esta fase del Sínodo y así conseguiremos avanzar aspirando a la plenitud del cielo.  ¡Que no nos asusten los fogones!

-UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con “si quieres caminar” del disco sinodal ”Senda de Luz”, te ayudará a descubrir, como decía Santa Teresa, que “hasta Dios anda entre los pucheros”. Hoy las redes informáticas, los facebook, la nubes, los twiter, el wuatsApp, los youtuberos… son los nuevos pucheros por donde también se cocina la vida cristiana. ¡Buen provecho!

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz




viernes, 13 de octubre de 2017

LA FINAL SINODAL (3)

GANAR EL FESTIVAL (3)
(Iglesia con la alegría de la fe)

-¿DE QUÉ VA?: ¿Te Acuerdas del festival de Eurovisión? ¿Y de los triunfitos de Operación Triunfo? Los festivales de la canción alegran la vida con la música y sus originales bailes. En definitiva se trata de poner alegría a la vida, y ciertas músicas lo facilitan.
-LA MÚSICA DE LA ALEGRÍA SINODAL. Tenemos que trabajar duro en esta gran final del festival. Las letras de las propuestas son de mucha calidad. La música de la melodía la tenemos que componer entre todos.  Fuera el aburrimiento y la desgana. Que suene la música de nuestro entusiasmo y las ganas de seguir con el buen ritmo con el que hemos trabajado en los grupos de reflexión. Nos queda mucho por cantar y hay que ganar el festival.
- ENSAYOS PARA LAS  4 METAS SINODALES: Llegaremos bien entonados al festival si ensayamos para que la transmisión de la fe suene a melodía renovada. Tenemos que escribir la partitura de la acción sociocaritativa colmando los espacios vacíos del pentagrama para que el más necesitado tenga acogida entre nosotros, y juntos seamos la voz de los que no tienen voz. Ensayaremos la voz de los laicos sopranos y tenores para que resuene la defensa de la dignidad humana en los ambientes de la vida. Ensayaremos un gran concierto para que las voces de la organización diocesana manifiesten la armonía del Evangelio, aunque en la orquesta suenen instrumentos tan diferentes.
-GANAREMOS SIEMPRE: porque entre todos interpretaremos el himno al trabajo pastoral con la alegría de poner sonido a las notas que son las propuestas sinodales del programa pastoral diocesano. Si lo vivimos así conseguiremos avanzar, y todo ello será un anticipo de la plenitud de alegría que gozaremos participando de las corales del cielo; sin olvidar que mientras estemos en la tierra tenemos que seguir ensayando las voces y los instrumentos  para ganar el festival.
-UNA CANCIÓN: Escucha, medita, ora y salta de alegría con la canción de”¡Aleluya!” del disco sinodal ”Senda de Luz”: te ayudará a crecer en la fe con un espíritu de fiesta capaz de irradiar la alegría que nace de dentro.
¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

                                    Tino Escribano Ruiz 



miércoles, 11 de octubre de 2017

LA FINAL SINODAL (2)

GANAR LA LIGA (2)
 (Iglesia de cooperación en equipo)



-¿DE QUÉ VA? Una liga deportiva es una agrupación de equipos que compiten entre sí para acumular el máximo de puntos para ser campeón. También se llama liga a una confederación de varias personas o entidades que se asocian con un fin social común sea, por ejemplo, contra alguna injusticia o a favor de un gran ideal. De una manera u otra se refiere a trabajar unidos.

-LA LIGA DEL SÍNODO. No se trata de competir contra nadie. Aquí no hay rivales, ni siquiera deportivos. En nosotros tiene que prevalecer el sentido de equipo que hemos vivido en las etapas anteriores. Juntos, todos los equipos de los arciprestazgos, formamos la comunidad diocesana con el fin de poner en marcha “la liga” de las responsabilidades que emanarán de las conclusiones sinodales.

- ENTRENAMIENTO PARA LAS  4 METAS SINODALES: tenemos que vivir esta gran etapa final con sesiones de entrenamiento que refuercen la actitud de transmitir la fe con una fuerte experiencia de equipos unidos. Con sesiones de entrenamiento para que la acción sociocaritativa sea expresión de toda la comunidad. Con sesiones de entrenamiento para ser laicos expertos en la actitud de trabajar en equipo. Con entrenamientos para que en la organización de nuestras estructuras coordinemos todas las iniciativas para que la comunidad diocesana y sea signo de comunión en la fe y en la acción.

-GANAREMOS SIEMPRE: Si lo vivimos así conseguiremos avanzar en equipo y todo ello será un anticipo de plenitud en la comunidad del cielo. “Mirad como se aman”-decían de los primeros cristianos- . Mirad, qué gran sentido de equipo tienen, dirán de nosotros si caminamos juntos en comunidad. Todos ganamos la liga pero, ya sabes: partido a partido.

-UNA CANCIÓN: Escucha, medita y ora con el himno “Caminando”, del disco sinodal ”Senda de Luz”, te ayudará a crecer en la fe con un espíritu de equipo integrado en una comunidad.

¿Te atreves a escribir tus reflexiones?

¡Hasta la próxima semana!

Tino Escribano Ruiz